top of page

Danae Mlynarz Puig: A new constitution-a guarantor of Chile's new democracy

Updated: Jan 6, 2023

Danae Mlynarz Puig, Professor of the Catholic University of Chile

Professor Danae Mlynarz Puig works at the Faculty of Social Work and Politics at the Catholic University of Chile and the Academy of Latin American Social Sciences. Her research interests focus on civic engagement, dialogue and community development. Her recent research includes articles such as people in Exercise: From Discomfort to Explosion.







A new constitution-a guarantor of Chile's new democracy

1. Como mencionóA new constitution-a guarantor of Chile's new democracy, el proceso constituyente debe ser participativo. Sin embargo, las sugerencias formuladas por personas de diferentes clases, sexos, edades y están obligados a conflicto entre sí. ¿Cómo debe el gobierno coordinar estas contradicciones para formar una ley reconocida por todos?


Para que el proceso constituyente sea participativo y logre la necesaria legitimidad que el proceso requiere, en el contexto de la revuelta social de octubre de 2019 que lo originó y la crisis política que dejó en evidencia, es necesario incorporar en el reglamento de funcionamiento de la Convención Constitucional que actualmente se está redactando la inclusión de un sistema de participación. Que cómo hemos señalado junto con otras organizaciones sociales miembros de la Red para la Participación contenga: Instaurar los principios y estándares de máxima transparencia y acceso a la información pública, incorporar la participación ciudadana directa e incidente en el reglamento de funcionamiento de la Convención a través, por ejemplo, de: Encuentros Locales Autoconvocados; Iniciativa Ciudadana de norma; Encuentros periódicos de rendición de cuentas de las y los constituyentes al menos en sus distritos; Consejos consultivos ciudadanos y Mecanismos de resolución de controversias que faciliten el diálogo y la deliberación entre representantes y ciudadanía en momentos de conflicto, utilizando para ello la experiencia internacional en la materia.


Otros desafíos importantes son descentralizar el trabajo de la Convención, incluir a quienes quedan fuera de las decisiones como niñas, niños y adolescentes, sumar a quienes han quedado fuera del ejercicio de este derecho como ocurre, por ejemplo, con las personas privadas de libertad y los chilenos y chilenas residentes en el extranjero. También a las mujeres, los pueblos originarios, personas migrantes; las personas mayores; personas en condiciones de pobreza; personas con discapacidad; las diversidades sexuales y de género; la población afrodescendiente; la población rural, especialmente quienes habitan en zonas extremas y aisladas. Además, incluir un enfoque de género en su diseño y ejecución, establecer un equipo técnico de promoción, seguimiento y procesamiento de la participación ciudadana inclusiva en el marco del funcionamiento de la Convención y utilizar ampliamente las herramientas digitales de comunicación. Desarrollar la comunicación pública en materia constituyente para fortalecer la deliberación de todas y todos luchando contra la información falsa o manipulada.


2. Me sorprende descubrir que mejora la institucionalización política y jurídica de la igualdad de género y contra la violencia contra las mujeres. Pero a nivel mundial, la proporción de sexos de los trabajadores legales no es tan equitativa. ¿Existe alguna medida para garantizar que esta igualdad no quede en el papel, sino que pueda implementarse efectivamente en la realidad?


Los cambios en esta materia para que sean efectivos no solamente deben ser legales sino también culturales. Se debe generar una conciencia de que no es posible que por igual trabajo existan remuneraciones diferenciadas por género, pero también al momento de establecer legislaciones éstas deben ser coherentes, en el sentido que un cambio legal debe estar avalado por un derecho constitucional junto con generar sanciones significativas frente al no cumplimiento y un organismo encargado de fiscalizar su cumplimiento con recursos y atribuciones para ello.

3. Es un nuevo desafío impulsar el proceso en el contexto cultural que brinda el universo virtual de las redes sociales y la comunicación a distancia. ¿Cuáles cree que son las principales dificultades a las que se enfrenta en un contexto tan social? ¿Qué experiencias o sugerencias se pueden brindar a otros países en desarrollo?


En este contexto de amplificaciones de voces y manipulación que se puede dar debido a las redes sociales y a una falta de pluralismo de la prensa y los medios de comunicación es importante establecer mecanismos de comunicación, transparencia y acceso a la información que permitan balancear y chequear aquello que circula de modo de no caer en noticias falsas o manipuladas. Debería haber un compromiso con organizaciones de sociedad civil y la academia que apoyen dicho proceso.


4. El desarrollo económico y la democratización siempre han sido los dos principales factores que obstaculizan el progreso de los países en desarrollo, y también son los temas candentes discutidos por los académicos. ¿A qué cree que deberían dar prioridad los países en desarrollo? ¿Cómo equilibrar estos dos elementos?


Nos encontramos en un contexto de crisis sobre crisis. Sobre la crisis medioambiental, emerge la crisis política de 2019 y sobre ella gracias al COVID-19 la crisis sanitaria, económica, social e incluso alimentaria. Sin duda es un momento de tensión y de reconfiguración, donde se requiere avanzar en los diversos aspectos. No habrá desarrollo económico si no hay legitimidad política. También es necesario democratizar el desarrollo económico, y ser capaces de ponerse de acuerdo en cómo queremos el bienestar y el respeto a la naturaleza en ello.

Organizer: Li Yixiang

4 views

Commentaires


bottom of page